Gótic

Descubrir la cotidianeidad con que haces todo lo que se te pide, es como pensar en una extraña fuerza que impulsa al individuo a efectuar las proezas imposibles de algún héroe común. La noche, cosmocéntrica, no te observa como lo hacen las criaturas aladas de un prohibido lugar; gótico pensamiento de volar, trasnochar, atacar al enemigo con su propia poción: la oscuridad.

Pernoctar por temporadas es como extrañar la sutileza con que solías acariciar mi alma, desvaneciendo cada minuto en un instante de miedo y peligro. Triste sensación matizada por la soledad, la hazaña de ese héroe, de la leyenda convertida en mito, donde la nostalgia se deja entrever por entre las sombras de una fortaleza, o entre los pilares de un castillo, o… en la fachada de algún templo.

Sobrevivir, por una noche, a tu cotidianeidad, es regresar de entre los muertos, donde la razón y la lógica se aferran a un solo ideal y, por una vez más en la vida, se muere en soledad… feliz.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s