Mundo Nòmada

Icono

Diario del artista de la multitud

Managua is my big apple

Managua is my big apple.
My one and only one.

I don’t need New York to love you.
I’ll just keep with my big city apple.
My rotten city apple. Big apple.

You can fall in love in the big city.
Or you just can fall. You can’t love my big apple.
But you can fall in love in my big apple. Rotten love.

Let’s fall in love in my Big Apple.
My beautiful and rotten apple: Managua.

Archivado en: literatura, , , ,

Contemplación

Sabé, vos, mujer inquieta, que me has marcado mucho.
Que he procurado que te quedés quieta,
inmóvil, al borde del camino. Junto a mí.

Que no lo he logrado, y por ende te he fastidiado
entre sombras y máscaras…
mostrando lo que no soy ni tengo.

Sabé que has dejado tu olor conmigo,
cada vez que te veo y te beso,
o te toco, o me hablás.

Que he descubierto que puedo pernoctar con vos,
sin preocuparme del mañana.
Que puedo quedarme inmóvil,
quieto, al borde del camino.

Contemplándote.

17-02-2010

Archivado en: literatura, , ,

Lluvia de jueves

Hoy está lloviendo.
La lluvia cae a cántaros,
mientras los niños de mi barrio
se dejan llevar por la corriente
que arrastra todo cuanto encuentra
en la cuneta. Llueve mucho.

Hoy está lloviendo. De pronto…
quiero bañarme en el Atlántico.
Sentir el sol quemando mi espalda,
y el agua, color cristal,
formar parte de mi cuerpo.
Mientras, aquel niño
busca dónde encontrar
un poco de agua… potable.

28-08-2004

Archivado en: literatura, , ,

Domingo de octubre

No tenías por que hacerme sentir tan mal… Ahora, después de todo lo acontecido, recuerdo aquella tarde en la que me dijiste: “dejáme ir”. Y yo te solté, porque te amaba, pero pensé que regresarías conmigo. Que era una ligera broma de esas que tanto te gusta hacer.

No muy pronto me dí cuenta que no estabas jugando aquella tarde de un domingo de octubre. Y yo, enamorado, vislumbraba un futuro acompañándote, mientras a vos ya te acompañaba otro estúpido. No quería sentirme mal cuando me percaté de ello, así que procuré obviar las circunstancias, y el único resultado fructífero fue un viaje mal logrado a lo profundo de mis sentimientos, donde me ahogué en un mar de lágrimas heladas.

Ahora, después de todo lo acontecido, comprendo que uno solo conserva lo que no amarra. Pero todavía me cuesta comprender que te necesito, y vos a mí no. ¿Sabes? Después de todo, siempre estuviste en lo correcto.

Leer el resto de esta entrada »

Archivado en: literatura, , ,

Historias reales

Voy a dejar de ser menos altruista
y en vez de compartir mis sueños,
voy a empezar a vivirlos.

Así, podré contar historias reales a mis nietos
y hacer alarde de tales hazañas,
en vez de relatar historias ya contadas.

02-02-06

Archivado en: literatura, , ,

¿Te das cuenta cómo nos destruimos?

¿Te has dado cuenta? Cada vez
menos perros vemos por la ciudad.
Ya no andan las cuatro patas sueltas
sin collares ni correas
deambulando por las calles.
Día a día, desaparecen siete perros
y aparece una comidería.
China Express, Mamá Ñá, Comedor Siu…
Nombres sobran.

¿Te has dado cuenta?
Cada día que pasa, comemos un poco más.
Cuidado con comer mucho…
podríamos terminar volviéndonos
perros, sueltos, sin reglas.

Sin collares ni correas.

14-10-05

Archivado en: literatura, , , ,

Sin rumbo fijo, te busco

Partimos a medianoche
con la esperanza de encontrarte.
Buscamos en la tierra y bajo las
nubes, y no te encontramos.

Gota a gota, desnudamos
las lluvias del final de esta era
y lo único que encontramos fue
el llanto de los semidioses.

Leer el resto de esta entrada »

Archivado en: literatura, , , ,

Transmutación del sentimiento

Te quiero. Hoy estás más bella que nunca. Tu piel resplandeciente y tu sonrisa cómplice descubren un nuevo sabor en mis papilas gustativas, en esa gama de sabores que me identifican como una mañana soledada en el metro de New York, entre tantos rostros retorcidos, desconocidos, como si estuvieran congelados en el tiempo, esperando la catastrófica esperanza para empezar a vivir de nuevo.

Estás vos sola, entre la multitud, y te descubro entre coquetos copetes. Me decis “hola”, y yo te respondo “hola”, y empezamos la conversación ajena de tropiezos, tabúes y disparates eclesiásticos y posmodernistas del espacio donde estamos. Terminamos, despidiendo la tarde con un beso en la boca y una sonrisa cálida, como quien espera vuelva a suceder dicha ocasión, entre cafés y cigarrillos, canciones de Calamaro y Páez, buscando yo tener algo con vos, y vos tener algo conmigo.

La despedida solo es un paso más al autodescubrimiento, donde cuerpo y mente encuentran una nueva identidad, llena de placer y pasión. No es el fin del camino, sino solo parte de él, porque la muerte de un momento solo representa la transmutación material de una sensación hacia otro estado superior. Donde cada uno de nosotros nos encontramos siendo dioses de nosotros mismos.

Archivado en: literatura, , ,

El taxista

Las calles de Managua, al anochecer, son como las calles de cualquier pueblo, no importa su tamaño. Los perros deambulan por las calles como Pedro por su casa. Y así como los perros, deambulaba aquel taxista recogiendo posibles víctimas de un accidente de tránsito, entre otras catástrofes que puede esperarte la historia serena.

Aquella noche pretendía ser la misma: las calles desiertas, las casas fantasmas y los perros compitiendo con la infinita cantidad de taxis no disponibles para hacer el viaje por el lado oeste de la ciudad. Hay algunos aventureros que, sin vida que les importe, sin nada que perder, echan cualquier viajero y hacen cualquier viaje como si fuera el último. Esas son las personas que uno suele reconocer como verdaderas: las que viven sin preocupaciones, manteniendo el presente como frente de guerra, dispuestos a morir contra el tiempo hacedor de la historia, en el segundo más próximo que pueda herir su existencia. Aquel taxista era mucho más que esas personas, pues no solo se ganó mi respeto, sino también mi miedo.
Leer el resto de esta entrada »

Archivado en: literatura, momento bajo, , , , ,

Cita con la muerte

El siguiente es un cuento que escribí hace mucho, mucho tiempo, y que leyendo otras cosas por ahí, se me vino a la memoria…

Así pues, aquí se los dejo a continuación.

Leer el resto de esta entrada »

Archivado en: literatura, , ,

Oda a la burguesía

Maldigo la burguesía de la ignorancia prepotente.
Destajo el espíritu altanero de las malcriadas
e insensatas almas.

Leer el resto de esta entrada »

Archivado en: literatura, , ,

Vivir presente

Tengo miedo.

Leer el resto de esta entrada »

Archivado en: literatura, , ,

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 5 seguidores

Se acerca el lince

Ubuntu: For Desktops, Servers, Netbooks and in the cloud

Histórico

Vos sos…

IP

Estadísticas

  • 36,951 visitas a este blog

Mis tweets

Licenciado bajo:

Creative Commons License
El contenido de este blog puede ser distribuido, copiado y exhibido por terceras personas, así como realizarse obras derivadas del mismo, siempre y cuando se mencione al autor del mismo, no se utilice para fines comerciales y se publique bajo la misma licencia que la original.
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.